jueves, 31 de diciembre de 2009

Lluvia en Sevilla...


Llueve tanto que a Mínima se le ha ocurrido pintar peces de colores en la pared y leer debajo del paraguas y con las botas de agua puestas. Cuando Máximo la ha visto se ha echado a reír, la ha abrazado y se la ha llevado de paseo para ver la Navidad...

Tolouse se ha quedado leyendo haikus y cuidando de la casa. Porque como buen gato, aunque es parisino, no le gusta nada de nada mojarse...

19 comentarios:

Fernando dijo...

feliz año nuevo...besos

eMiLiA dijo...

Felicidades para este 2010!!

Un abrazo!

:)

Camille Stein dijo...

como diría Audrey Hepburn en 'My Fair Lady'... la lluvia en Sevilla es una maravilla ;)

un beso grande

(::)

Julia dijo...

Qué lindo es volver por aquí y visitar de nuevo tu lugar soñado, y "regalarme la magia" de estas historias de Máximo y Mínima (y Tolouse).
Que el 2010 te traiga TODO LO MEJOR!!!
Besotesss desde Argentina donde tampoco para de llover.

Noray dijo...

Deseo que el Año Nuevo te traiga la felicidad en cada uno de los instantes, a pesar de la lluvia de Sevilla.


Un fuerte abrazo

Sauze dijo...

me encanta esta historia de paraguas.. leer bajo él debe ser un placer..
un beso, y aprovecho para desearte feliz año nuevo pasado por agua,
(aunque hemos entrado bien el año)

un besito.

Camino del sur dijo...

Recibe un gran abrazo y mis mejores deseos de felicidad para el presente año que iniciamos.

Pilar

Anónimo dijo...

Hola veo que puede ser que ya residas en sevilla,espero que te guste mucho mi tierra,besos akane.

Dara Scully dijo...

Dile a Toulouse que tengo un paraguas para gatos y que si quiere se lo dejo. Así podrá ir al paso de Mínima y ver la navidad también.


cómo me gusta cuando apareces. un montón :)

Maria Coca dijo...

Dónde nos habrán puesto al sol que no lo encontramos? No será cosa de Toulouse?

Un abrazo de paisana bajo la lluvia, amiga.

ROSA dijo...

Un regalo para este nuevo año desde otro rincón de Sevilla:

MENSAJE EN UNA BOTELLA

Para aquel que cavó
un hondo foso alrededor de sí mismo,
tachando de los mapas y planos
los nombres de los lugares
donde mora y se encuentra

Para aquel que levantó
con miedos y temores
las nieblas que rodean
sus puertas y ventanas.

Para aquel que quemó
sus naves y rasgó sus velas;
para el náufrago, en fin,
de sí mismo:
Mensaje en una botella.

Botella de licor
añejo y dulce
que atraviesa océanos y mares
para ser finalmente descorchada
y dibujar un puerto
en esa isla que defiendes a ultranza.
Rosa.
Nos leemos un año más.

la chica pirata dijo...

me encanta la foto! que paraguas más chulo!

espero que haya entrado bien el año.

un beso :)

Máximo Ballester dijo...

Tus breves de Mínima y Máximo son muy buenos! Despiertan ternura y nos invitan a ese juego que es leerte.

Que tengas un hermoso año 2010!!!

MONICA dijo...

Os invito a un paseo, dile a Tolouse que ha salido el sol. Abrazos y feliz fin de semana.

Jorge Arce dijo...

!Que bonito! Me gusta venir, me gusta volver. UN beso

Anónimo dijo...

¡Que gracia!,me gustó esta nueva historia...Besitos desde la calle de atrás...¡¡sí si!!desde la vuelta de tu esquina.

Bohemia dijo...

días de lluvia cuajados de color...

Milo Pratt dijo...

Cuento repetido: de blog en blog vine a cer por acá...

me gusto mucho tu blog... está como impregnado de una alegria media transparente...

Te seguiré visitando...

yo en tanto te invito a mi blog:

http://lacasadelsimio.blogspot.com

Palmoba dijo...

Que peces?? yo creo que cometas naranjas, por que cuando pintas esas te da cosquilleos dentro!!